viernes, 2 de agosto de 2013

BACON CHEESE FRIES CON SALSA CASERA Y TOQUE ASTURIANO

Uno de los post más visitados en el blog es uno que he realizado basándome en uno de los  platos más famosos de la cadena americana Fosters Hollywood, Bacon cheese fries. La vez que las hice os dije que utilizarais la salsa que venden en Lidl y la verdad es que después de varias pruebas me reafirmo de que esa salsa es la mejor para este plato. Sin embargo aquí os dejo una salsa casera muy parecida, por si algún día tenéis tiempo y queréis sorprender a vuestros invitados. Además, decidí darle al plato un toque asturiano para que tuviera más originalidad.
 Ingredientes:
-          4 patatas medianas.
-          4 lonchas de bacon.
-          100 gramos de queso rallado.
-          50 gramos de queso cremoso azul asturiano.
-          Salsa (con estos ingredientes sale para dos veces):
o       6 cucharadas de mayonesa casera.
o       1 yogur natural griego.
o       Media cucharadita de ajo en polvo.
o       Una cucharadita de mostaza.
o       Un chorro de zumo de limón.
o       Sal y pimienta.
o       200 mililitros de buttermilk.
§         1 vaso de leche.
§         1 cucharada de zumo de limón.
Elaboración:
Lo primero que vamos a realizar es la buttermilk, que simplemente es echar en un vaso de leche una cucharada de zumo de limón para que la leche se corte, para ello hay que esperar diez minutos y tener la leche templada.

El siguiente paso es mezclar el resto de los ingredientes, mejor si lo hacéis a mano en vez de con batidora. Además, si os dais cuenta no hay nada que haya que triturar. Luego debéis meter la mezcla en la nevera un rato para coja consistencia.
Mientras tanto vais pelando las patatas, las saláis y las freís. En este caso yo he decidido emplear la freidora, porque tardo bastante  menos. Si queréis daros más prisa en este plato, podéis utilizar patatas congeladas. En otros platos nunca os recomendaría esto, pero la verdad es que en este quedan bastante bien y es un ahorro de tiempo considerable. Mientras se están friendo las patatas, pasamos el bacon por una sartén y lo escurrimos en papel absorbente para quitarle el exceso de aceite.
Una vez que están fritas las patatas, las disponemos en una fuente, colocamos gran parte del bacon por encima, media taza de la salsa que hemos elaborado y el queso asturiano en tacos dispersado por diferentes lugares de la fuente para que todas las patatas se impregnen de este sabor. Daros cuenta de que estos quesos tienen un sabor muy fuerte y puede ser que haya gente a la que no le guste. A continuación echáis algunas patatas más, el resto del bacon, otra media taza de salsa y el queso rallado.
Precalentáis el horno a 220º y metéis la fuente, el plato estará hecho cuando veáis que el queso se empieza a dorar, suele tardar unos diez minutos, aunque eso dependerá de cada horno. Como ya os dije la vez anterior que las cocine es un plato exquisito, aunque sólo hay que comerlo de vez en cuando, ya que tiene un gran número de calorías, pero bueno un día es un día.
Tiempo de preparación: 35 minutos.
Gasto: 3 euros
Raciones: 2 personas.

Dificultad: Fácil.


1 comentario:

  1. he visitado tu blog y me encanta así que me quedo como seguidora,enlace te dejo el enlace del mio por si te quieres dar una vuelta http://mimodestacocina.blogspot.com.es/

    un besooo.

    ResponderEliminar